El Hestia Menorca cae ante el líder Girona en Bintaufa (70-76)

El Hestia Menorca
El Hestia Menorca

El Bàsquet Girona ha demostrado en su paso por Bintaufa el porqué de su condición de líder (70-76).

Aun así, el Hestia Menorca no le perdió la cara al partido y en el momento más crítico (46-62, a 1:50 para finalizar el tercer cuarto), el equipo rescató sus mejores argumentos para discutirle el triunfo a los catalanes. Recuperamos hasta el 70-74, a 43 segundos del final, pero nos faltó fortuna y acierto en las posesiones definitivas.

El primer cuarto nació a golpe de intercambio de aciertos. Urko Otegi encadenaba tres seguidos para mantener el equilibrio en el electrónico y un 2+1 de Okeke nos otorgaba la que a la postre sería nuestra única y máxima ventaja en el encuentro (11-9, a 4:15). Solamente tres series consecutivas de tiros libres permitieron al Girona cerrar el primer parcial con ventaja (15-19).

En el estreno del segundo acto, el quinteto catalán pegó un nuevo tirón, 20-27. Nuestra respuesta fue inmejorable: dos triples de Pitu y Guebert y otra anotación de valor doble tras rebote ofensivo de Okeke para firmar un parcial de 8-0 (28-27, a 4:01 del descanso). Acto seguido a Pitu Jiménez se le señalaba la tercera falta y Albert Sàbat tomaba manija del encuentro, al cien por cien. El base con pasado reciente en la ACB (últimas cuatro temporadas entre Joventut y Obradoiro) acertó tres intentos consecutivos desde los 6,75 metros para poner al Girona por delante en el intermedio del partido, aunque no permitimos que fuera más allá del 34-38 (parcial de 19-19).

El acierto de Gerard Sevillano protagonizó el inicio del tercer cuarto (38-45; 41-48). En plena amenaza catalana de romper el partido, recibimos una antideportiva y una falta técnica que disparó el electrónico a favor del Girona, que remató la secuencia con un triple lateral de Dijsktra. Parcial de 0-8 para un 43-56, a 5:30. Un desventaja que se incrementó hasta el -16 (46-62, a 1:50). Dos triples de Corbacho y Pitu en el último minuto nos revitalizaron y alcanzamos el cuarto definitivo con una perspectiva más optimista (52-64; parcial 18-26).

Sin embargo, el Girona gestionaba con templanza su ventaja y mantenía un elevado acierto en situaciones límite. Sobrepasado el ecuador del cuarto no habíamos avanzado (59-71, a 4:38 del final). El técnico Oriol Pagès detuvo una vez más el partido y éste tomó un cariz diferente. Dos nuevos triples de Pitu y Corbacho, más tres tiros libres del alero de Palma, nos abrieron las puertas para disputar el triunfo. Sàbat erró dos tiros libres. 70-74, a 43 segundos del final y posesión nuestra. Tuvimos la opción, pero no dimos con la tecla de la mejor elección para forzar un final aún más ajustado (70-76; parcial 18-12).

2.500 espectadores en las gradas de Bintaufa, de nuevo un lujo y todo nuestro agradecimiento; y en los intervalos y descansos del partido, la presencia en la cancha de los jóvenes deportistas de formación del CB Ciutadella. Un placer contar con vuestra presencia.

El próximo fin de semana (domingo, 18 horas), visitamos la pista del CB Benicarló.

Dejar respuesta